Comodoro Rivadavia - Chubut Argentina
"Capital del Viento"

Economía

Mortandad de ganado en Sarmiento
 


Desgraciadamente la situación vuelve a reiterarse en la zona del lago Colhué Huapi, donde los productores llaman una vez más al alerta ante la mortandad de animales y el avance de los médanos.

Desgraciadamente la situación vuelve a reiterarse en la zona del lago Colhué Huapi, donde los productores llaman una vez más al alerta ante la mortandad de animales y el avance de los médanos, en algunos casos de hasta 50 metros de altura, debido a la intensa sequía que viene azotando a la región.

Esto no es una situación nueva, sino algo que se viene intensificando con el correr del tiempo, con mayor fuerza en algunos momentos, como ha sido el 2007.

El ingeniero agrónomo Jorge Ñancucheo fue una de las personas que integró el equipo que se encargó de realizar el relevamiento en el lugar como coordinador del eje ganadero del Ministerio de la Producción, para dejar constancia del tema, un trabajo que se llevó adelante junto al ingeniero Raúl Guevara, de la localidad de Sarmiento y el Grupo de Productores del Colhué Huapi.

"La Sociedad Rural definió como tema central de trabajo la sequía y la erosión que tiene la misma como efecto. En esto tiene mucho que ver la situación en el este del lago Colhué Huapi", mencionó Ñancucheo.

En este sector se desarrolló un relevamiento en donde trabajó un grupo de profesionales técnicos y productores, y en donde se detalló una cantidad de problemas con médanos y dunas que de alguna manera indican que la desertificación avanza a pasos agigantados. "Esto es algo perfectamente medible, y se estima que hay entre 15 mil y 25 mil hectáreas directamente afectadas, con erosión extremadamente grave" dijo el profesional.
 


Efecto devastador

La bajada del espejo del lago ha sido muy importante, generando en sus contornos los llamados pantanos costeros, que atenta también con la ganadería.

"Hay una cantidad de animales que permanentemente quedan empantanados, atrapados y mueren, algo de lo que el productor debe estar atento en forma diaria, porque sino la mortandad de hacienda es importante" se indicó.

Esta es una situación que se viene presentando desde hace aproximadamente 15 años, pero en los últimos se ha intensificado, a tal punto que los efectos también se sienten en Comodoro.

Las nubes de polvo que se observan y que llegan hasta la zona de Km 8 y Caleta Córdova son justamente consecuencia de esta situación.

En el campo se vive con mayor crudeza, pues a la muerte de animales hay que sumarle que no se puede cerrar la hacienda, pues los alambrados se empiezan a tapar. De igual manera, en las viviendas se siente el efecto erosivo sobre los ladrillos "ůse desgastan permanentemente, hay imágenes que parecen tétricas", indicó Ñancucheo.
 


Gravedad y medidas

Para el profesional, esto es consecuencia de todos, no solo de sectores puntuales, pues es la propia sociedad la que debe evitar este tipo de situaciones.

"Hoy no hay un plan de trabajo puntual en tormo al tema. Lo que se debe hacer es estudiar detalladamente la situación, porque lo que hemos hecho es solo un relevamiento de imágenes, cuestiones muy visuales. Hemos parado una persona al lado de una duna y el tamaño de la misma es poco más de 20 veces mayor, en el orden de los 40, 50 metros de altura. Se debe estudiar el fenómeno para tomar medidas de intervención" sostuvo.

Estas medidas afortunadamente existen, y hay que buscar las adecuadas para la región. Hace tiempo, el INTA había dado a conocer algunas especies que ofician de retención al médano y que ya han dado resultados positivos en otras localidades.

"Es importante que todos los entes intervengan en esto, el Estado, las Sociedades Rurales, Universidadů los productores están en una situación grave y son los primeros perjudicados, pero en las ciudades también se sienten los efectos", indicó el profesional.  


Créditos:

  • Publicado en el Diario El Patagónico. (06/02/08)
  •  



     
    Temas Relacionados
    Economía
    Página Principal